Campaña Listas de Espera

Campaña Listas de Espera
Pincha para acceder a toda la INFO

lunes, 15 de julio de 2013

La Caixa negocia con una empresa americana la venta de la mitad del Hospital de Alzira

Tras casi 15 años de funcionamiento del modelo Alzira, se aproximan cambios en el accionariado del centro pionero en su aplicación, el hospital de La Ribera. Los representantes del grupo sanitario americano Centene Corp se reunieron el pasado mes de mayo con el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, y el conseller de Sanidad, Manuel Llombart, para negociar su entrada en Ribera Salud, gestor del Hospital de Alzira.

En un primer momento, se trasladó que el interés de esa reunión era puramente para formar parte del accionariado de Ribera Salud. Sabedores de que los actuales propietarios del grupo sanitario (Bankia y Sabadell) tienen intención de desinvertir -sobre todo el primero de ellos- la empresa norteamericana propició un encuentro con los máximos representantes del gobierno valenciano para sondear la entrada en la empresa valenciana.

Sin embargo, fuentes cercanas a la negociación aseguran que el interés de Centene se ha redirigido a desembarcar en el accionariado del hospital de Alzira a través de las acciones que posee La Caixa.



La entidad bancaria catalana tiene el 51% del accionariado del hospital a través de la aseguradora Adeslas, por lo que Centene se habría estado reuniendo con ella durante este último mes para negociar su venta y convertirse en el mayor accionista del hospital.

Fuentes del sector explican que la operación tendría sentido porque la concesión del Hospital de Alzira expira dentro de cuatro años, por lo que, en este punto, pueden llegar a un acuerdo satisfactorio para las dos partes. El banco podría tener plusvalías por la venta de sus acciones en el hospital y el grupo inversor compraría a un precio menor y sería una buena oportunidad de entrar en la sanidad española, entre otras cosas por el menor riesgo de impagos al ser la administración el primer cliente.

Las fuentes indican que esta negociación se está llevando al margen del socio de referencia de Adeslas en el hospital, Ribera Salud, que posee el 45% del accionariado y gestiona el mismo. Bankia y Banco Sabadell, socios en Ribera Salud, se han dirigido a La Caixa y a Centene para preguntar sobre esta situación.

Aparte de Adeslas y Ribera Salud, Dragados y Lubasa también son accionistas del Hospital de la Ribera con un 2% cada uno. En el momento en que se constituyó la sociedad no pactaron un derecho preferente en el caso de que alguno de ellos decidiera vender sus acciones.

No obstante, lo habitual en este tipo de operaciones es que, cuando se alcanza un acuerdo con un tercero, se ofrece a los socios actuales la posibilidad de comprar al mismo precio y condiciones. En este caso, todavía tendría más sentido porque el nuevo accionista pasaría a ser el socio mayoritario mientras la gestión seguiría estando en manos de Ribera Salud.

Consultada por estas negociaciones, la Conselleria de Sanitat explicó a este periódico que mantiene reuniones periódicas con las empresas concesionarias, pero se realizan con los accionistas actuales. No obstante subrayaron que las empresas son libres de vender sus participaciones a otros socios si mantienen las condiciones del servicio.

Por ejemplo, en noviembre del año pasado, Ribera Salud vendió a Sanitas su participación en los hospitales de Manises y Torrejón de Ardoz (Madrid).

En paralelo a la posible venta de la mitad del Hopital de la Ribera, los actuales propietarios de Ribera Salud contemplan su salida de la empresa a medio plazo, una venta que en el caso de Bankia tiene que cerrarse antes de 2015.

En su último informe de 2012, Centene Corporation se define como «líder» en el sector sanitario orientado a la población con menores ingresos. Sus ventas respecto al año anterior crecieron un 59% hasta alcanzar los 8.667 millones de dólares. Su base de pacientes a cierre de 2012 se eleva a 2,6 millones de personas, un millón más que el año anterior y cuenta con 6.800 empleados. Sus acciones, que cotizan en la Bolsa de Nueva York, se han revalorizado un 37,39% en el último año y su valor en Bolsa supera los 2.772 millones de dólares.